Cuando un asunto entra dentro del ámbito del derecho penal pueden estar en juego la libertad de la persona, su patrimonio y su honor. En esas circunstancias lo primero que debe hacerse es consultar a un abogado especializado, un penalista. Diseñar una línea de defensa desde el primer momento es fundamental para defender sus derechos e intereses con eficacia. No deje que se vulneren sus derechos.

Nuestra firma ejerce la defensa y la acusación en todo tipo de procedimientos penales, y ofrece todo el asesoramiento necesario.

• Asesoramiento preventivo.
Asistencia letrada al detenido
• Asistencia en comisaría a detenidos.
• Juicios de faltas.
• Denuncias.
• Querellas criminales.
• Medidas cautelares.
Juicios rápidos por todo tipo de delitos: delitos contra la seguridad vial (alcoholemias, conducción temeraria etc.), violencia de género…
• Procedimiento Abreviado.
• Sumario.
• Juicio ante el Tribunal del Jurado.
• Procedimiento de menores.
• Recursos contra autos y sentencias.
• Incidente de nulidad de actuaciones por vulneración de derechos fundamentales.
• Recurso de casación ante el Tribunal Supremo.
• Recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional.
• Derecho penitenciario.
• Libertad condicional
• Permisos penitenciarios
• Derecho de menores.
• Petición de indultos.
• Extradiciones.

Somos especialistas en todo tipo de delitos y faltas como:

• Delitos contra la persona: lesiones, homicidio, asesinato, etc.
• Delitos relacionados con el tráfico: alcoholemia, exceso de velocidad, conducción sin carné, desobediencia a la autoridad, conducción temeraria y omisión del deber de socorro, accidentes, etc.
• Delitos de violencia doméstica, malos tratos en el ámbito familiar, violencia de género.
• Delitos contra el patrimonio: hurto, robo con fuerza en las cosas o en las personas, daños, defraudaciones, etc.
• Delitos económicos: estafa, apropiación indebida, delitos societarios, blanqueo de capitales, insolvencia punible, falsificaciones, etc.
• Delitos contra la salud pública: tráfico de estupefacientes.
• Delitos contra la libertad: detención ilegal, secuestro, amenazas, coacciones y tortura.
• Delitos contra el honor: calumnia e injuria.
• Delitos contra la seguridad social y derechos de los trabajadores.
• Delitos contra la libertad sexual: agresión sexual, abuso sexual, acoso sexual, exhibicionismo y provocación sexual, etc.
• Delitos contra la intimidad: descubrimiento y revelación de secretos, allanamiento de morada.
• Delitos contra los derechos y deberes familiares: abandono de familia, impago de pensiones, sustracción de menores, secuestro internacional de menores, etc.
• Delitos contra la propiedad intelectual e industrial.
• Delitos contra los extranjeros.
• Delitos contra el patrimonio histórico.
• Delitos de incendios.
• Delitos contra la administración de justicia: prevaricación, encubrimiento, acusación y denuncias falsas, simulación de delitos, falso testimonio, obstrucción a la justicia, deslealtad profesional, quebrantamiento de condena.
• Delitos contra el orden público: atentados contra la autoridad, resistencia y desobediencia, tenencia, tráfico y depósito de armas.

La primera impresión sobre su asunto es gratuita